Hombres y mujeres que fertilizan el surco con abono, sudor y sacrificio (audio)

Dicta una máxima martiana “Si el hombre sirve, la tierra sirve”. Gracias a las manos de cientos de esos hombres y mujeres que fertilizan el surco con abono, sudor y sacrificio pueden obtenerse los apreciados alimentos. Por: Dainerys Torres Núñez

4:02
Crece número de niños muertos o mutilados en conflictos armados
4:01
Agrava la epidemia de drogas en Estados Unidos: médicos ven la raíz del problema en la salud mental
3:08
¿Cuál es la situación del trabajo infantil en América Latina?
2:43
Cienfuegos: una urbe fundada con franceses….
3:29
Celebran en Jordania cumbre para impulsar la ayuda humanitaria en Gaza